Síguenos en FACEBOOK

martes, julio 14, 2009

El frío y los niños del Perú



Es verdad que la influenza represente un peligro para el mundo entero y de manera muy especial para los peruanos. Los casos de la AH1N1 siguen en aumento en el mundo y en nuestro país ya se han reportado 25.
Pese a las advertencias del gobierno y a las precauciones que ha tomado, la AH1N1 llegó y se instaló, pero a diferencia de otras epidemias está no llegó por la suciedad, ni las pulgas o las ratas, esta llegó con pasaje aéreo de las playas más variadas de centro América y con Visa, (Punta Cana, por ejemplo, en República Dominicana) se instaló en los mejores colegios y junto a las más altas economías (exceptuando a una empleada del hogar que se se contagio en una de esas casas).
Hasta hoy la mal llamada “Gripe Porcina” no ha causado víctimas mortales, sin embargo el frío en el mismo tiempo, es decir desde que la gripe AH1N1 se instaló en el Perú, una cifra increíble de casi 40 niños ha muerto de frío y en lo que va del año la cifra reportada oficialmente asciende a 133 y nuevamente en su mayoría son niños. Eso significa que en nuestro país desde la llegada de la Influenza, hay más muertos por frío que contagiados de la temida gripe.
No queremos decir con esto que los pobres sean inmunes a la Influenza, ni que la enfermedad sea selectiva o exclusiva de una clase social, lo que tratamos de explicar es que tenemos una altísima tasa de mortalidad a consecuencia de las bajas temperaturas que se dan en nuestro país, y nuestra indiferencia, lo que ya no sucede en otros países del mundo, en el Perú todavía los niños se mueren de frío y no existe una medida asumida por el gobierno para evitarla.
Oscar Ugarte, Ministro de Salud, ha dicho que las principales causas de muerte por IRAS (Infecciones Respiratorias Agudas) ocurren en zonas donde la población vive en condiciones de pobreza, principalmente en la sierra. También sufren de neumonía, gripe estacional y tos, que afecta sobre todo a menores de edad.
Otros factores, expresó, están relacionados con las condiciones de vivienda en las que viven, ya que no protegen del intenso frío; las dificultades para llegar oportunamente a los centros de salud y los factores nutricionales en determinadas zonas del país.
Se ha preferido dedicar tiempo y dinero a problemas en investigaciones para determinar responsabilidades en políticos corruptos como Fujimori o Montesinos, en congresistas que comen 400 soles en una noche en pollo a la brasa o quienes se hacen asesorar por su personal de servicio o grandes presupuestos para tratar de demostrar que el Pisco es peruano o que las más de 30 variedades de papa son peruanas. El frío es más peruano, tiene marca registrada en los cadáveres de los niños que a diario son sepultados porque han muerto de frío y no existe una política para protegerlos y parece que el Estado no piensa en ellos, no por ahora.

Balcon Interior

Bienvenidos a este espacio donde compartimos comentarios de opinión de Cajamarca Perú