Síguenos en FACEBOOK

martes, octubre 31, 2006

LOS NIÑOS MUTILADOS: Cuando los derechos son negados




Un padre que niega al otro el derecho de ver a su hijo, incumple no solo con las leyes civiles impuestas en nuestra sociedad bajo consensos civilizados, sino que también le niega un derecho fundamental al niño, el derecho de gozar de la imagen paterna. A menudo en el problema conyugal, el padre trasgresor utiliza al hijo o hijos para vengarse de su despecho. Lo más común que suele suceder es el rapto, amparándose en vacíos legales que lo único que hacen es dañar psicológicamente al niño. El hijo entonces se convierte en un trofeo que es arrebatado de manera violenta por uno de los progenitores. Siempre en colusión con la familia del padre raptor que en la mayoría de casos es gente de cultura escasa que se vuelve cómplice del delito y del trauma psicológico del infante.

El vacío legal que existe en torno al tema es un abismo que permite el rapto y que lo único que sugiere como notable argumentación es que la única manera de clamar justicia o equilibrar el daño, es volviendo a raptar al hijo sin medir siquiera el daño brutal que psicológicamente se le ocasiona.


El padre agraviado no debe obviar que hay elementos indispensables, mientras ese poder judicial, chapulinezco, actúa, es decir, con la fuerza de un ratón, la frescura de una lechuga y tan lento como una tortuga. Dentro de esos deberes y obligaciones están la pensión alimenticia vital, que da lo mismo si el padre “secuestrador” la cobra o no, pues este puede otorgar a un poder a cualquier persona para que esta recave puntualmente la pensión alimenticia, mientras éste se esconde de la manera más vil. En la patética narración, no se ha considerado a aquellos padres que incumplen con sus obligaciones alimenticias, pues estos están de manera definitiva sumidos en el desamparo legal, además de que por ese incumplimiento tampoco deben ser escuchados en sus reclamos.


Los vacíos legales son los que mutilan la felicidad del niño en un país donde el chantaje se ha convertido en un “modus vivendi”, una manera de coaccionar a familias enteras amparadas en un código permisivo que alimenta esas actitudes villanas y mezquinas, indolentes e insensibles que terminan construyendo seres vacíos carentes de afecto y con traumas innecesarios.


Si ambos padres están separados o divorciados, tienen el "Derecho Natural" de la crianza, la educación y el cuidado personal de los hijos. La Paternidad es un derecho del padre y su ejercicio es un derecho del niño. Los Padres tienen iguales derechos que las Madres, los cuales deben ser reconocidos por la Constitución y las leyes. El ejercicio de la Paternidad es un Derecho Civil y un Derecho Humano. La Tuición y la Patria Potestad es un derecho legítimo del Padre que debe ser reconocido como el valor más importante de la humanidad. Los Padres deben acostumbrarse a reclamar por sus legítimos derechos de padres. Mientras haya leyes elásticas que no sancionen con rudeza como existen en otros países, mientras la hipocresía sea el agua limpia con que algunas instituciones se lavan la cara cada mañana, seguiremos siendo ese país tercermundista incapaz de repartir justicia y tendremos que seguir importándola de cortes internacionales.

lunes, octubre 30, 2006

DONACION DE ORGANOS: El mayor acto de amor al prójimo.


La muerte nos puede sorprender en cualquier momento, en el momento menos pensado, un accidente puede terminar con la vida en segundos. Pero podemos ayudar a que otras personas sigan viviendo... Será una manera de prolongar nuestro amor en la tierra. De dejar la alegría en otros seres humanos después de una partida penosa para nuestros seres queridos.

La donación de órganos es lo más grande que un ser humano cuya vida ha sido mutilada por azahares del destino, pueda hacer por otro persona. Un total de 1,371 pacientes de EsSalud esperan a igual número de donantes para seguir viviendo y/o mejorar su calidad de vida.

En la larga lista de órganos se solicita 580 riñones, 766 córneas, 2 corazones, 16 médulas óseas y 7 hígados. EsSalud hasta el momento ha realizado 3,193 trasplantes, de los cuales 1,685 fueron de riñón, 1,195 de córnea, 28 de corazón, 261 de médula ósea y 24 de hígado.

Teniendo en cuenta la urgencia de los pacientes, EsSalud se ha propuesto motivar a la población para incrementar el número de donantes voluntarios. Con ese fin ha iniciado una campaña nacional que comprende una serie de actividades. El gobierno ha planteado incluso incentivos para los familiares y una suerte de meritocracia civil.

Un cadáver puede salvar más vidas que una persona viva. Cuando una persona está viva puede donar un solo órgano, aquellos que son dobles como el riñón o los que se regeneren. Sin embargo cuando una persona muere, es decir cuando ocurre el cese definitivo e irreversible de la función cerebral, se convierte en un cadáver que podría salvar la vida de más de 10 personas, ya que se le puede extraer dos riñones, dos pulmones, el corazón, un hígado, el páncreas, dos córneas, intestino, piel, médula ósea, huesos, tendones y vasos sanguíneos. En la RENIEC de 14 580 775 sólo 1 826 498 respondieron que sí donarían sus órganos. Pero allí no termina el circuito donante-beneficiario. Llegado el caso los médicos tienen que aceptar la decisión final de los familiares del donante, quienes en muchas ocasiones se niegan a cumplir la voluntad del difunto de ceder sus órganos a quien los necesite.

En nuestro país la donación de órganos no es un ejemplo. El estándar internacional de donación de órganos es de 12 a 15 por millón de habitantes; en Estados Unidos la cifra es de 20 por millón de habitantes y en el Perú sólo llega de 3 por millón de habitantes.

Hay que tener en cuenta que la demanda cada día crece más. Existe una lista de espera en EsSalud y en cada hospital hay asociaciones de pacientes que gritan en silencio: ¡Ayúdenos, por favor! ¡Queremos vivir! Para ser donanteSólo tienen que presentarse a cualquier hospital de EsSalud donde encontrarán una sección encargada de brindar información, o también se pueden comunicar al teléfono 265-3829.

viernes, octubre 27, 2006

Manolo Otero, El Cantante Olvidadizo




Era el 13 de febrero del año pasado, cuando el español Manolo Otero se presentaba en un conocido local Cajamarquino, camino a Baños del Inca. El costo de las entradas era abultado, pero bien valía la pena pagar para ver y oír a tan reconocida estrella del habla hispana. Al llegar al lugar, una larga cola anunciaba que sería un éxito aquella presentación que anticipaba el día del amor, el día de San Valentín.

Otras estrellas internacionales ya nos habían visitado antes, Leo Dan, Manolo Galván, Los Kjarkas, Basilio, Los Iracundos, Los Ángeles negros. Pero todos en las postrimerías y declive de sus providenciales carreras. A diferencia de los anteriores, era la primera vez que Manolo Otero llegaba a Cajamarca. Los días previos se anunciaba a través de todos los medios la presencia del ídolo español.


Yo que fui criado entre la música de Manolo Otero y Julio Iglesias, por esos gustos paternos que el destino nos ha reservado antes de nacer, estaba entusiasmado con la idea de aquel día. Y el día llegó. Así que llamé a Karím, una amiga a quien amaba con locura en aquellos días. Cuando la invité al concierto tuve un primer desencanto. ¿Quién es Manolo Otero? Me dijo desorientada. Le expliqué la brillante carrera del español que hizo cola junto a Julio Iglesias cuando se presentaron juntos a tentar suerte en Benidorm, su carrera cinematográfica, su grave voz… Luego de mi convencimiento aceptó y fuimos a ese concierto.

Al llegar, largas hileras de blancas sillas aguardaban a sus ocupantes y un escenario bien montado en la parte anterior indicaba que se trataría de uno de los mejores conciertos de nuestra ciudad. Tres hermosas coristas aparecieron en el escenario con largos vestidos azules y voces angelicales. Luego un grupo de músicos de notables acordes y finalmente él, la estrella. La gente aplaudía enloquecida, las señoras de prudencial edad agitaban su fatiga al verlo y las chiquillas le gritaban frases de amor despercudidas de toda vergüenza. El español, bastante conservado y apuesto para ser un sesentón empezó el concierto con un himno al amor: “Vuelvo a ti”. Pero luego de unos versos titubeó, murmuró e inventó. Y así pasó a otra canción. Se notaba que no había cantado en años, pues había olvidado las letras de aquellos clásicos que lo lanzaron a la fama mundial. La voz era perfecta, la misma de aquellos Lp´s de vinilo que mi padre limpiaba con un líquido de egregio aroma.

Otero se pasó el concierto entero cantando y olvidando, recordando e inventando, ninguna letra coincidía con las que me había aprendido a fuerza de escucharlo a diario en varios años. Pero igual la gente lo aplaudía y le gritaba frases alentadoras en medio de ese bullicio. Karím miraba emocionada a Manolo, es un hombre apuesto, me decía ensimismada. Yo miraba con ira a Manolo por robarme la atención de karím, por las letras que tantos años guardé en mi memoria y que él había olvidado. Porque no tuvo la delicadeza de repasar sus letras antes del concierto, por arruinarme esa víspera de San Valentín con ese canto desencantado, por hacerme descubrir que los ídolos son mejores cuando están distantes, porque de cerca son humanos, de carne y hueso y tan vulnerables como nuestra propia vida.

martes, octubre 24, 2006

Primer encuentro de Literatura Nacional se desarrollará en San Pablo. El 26 y 27 de octubre


La literatura es uno de los pilares fundamentales de la cultura, en Cajamarca hace buen tiempo que la actividad literaria ha crecido notablemente como resultado del apoyo que las obras literarias han tenido. No hay una semana en nuestra ciudad, en que no se presente un libro, no se haga una actividad cultural o se convoque a una conferencia educativa. Cajamarca es un pueblo prominente y vasto en cultura. Apenas hace unas semanas se cerró el concurso que este diario convocó por dos meses, concurso de poesía que tuvo la feliz recepción de ciento doce trabajos, muchos de todas partes del Perú y dos del extranjero; uno de cuba y un español, gracias a la extensión de la convocatoria que se hizo por Internet (www.letralia.com y www.balconinterior.blogspot.com) No cabe duda que hay actividad cultural e interés literario.

Otra prueba de ello es que el Instituto superior Pedagógico “13 de julio de 1882” San Pablo. Cajamarca, está organizando el primer encuentro de Literatura Nacional “Nelson Soriano Palomino” el 26 y 27 de octubre de 2006 en el auditorio del mismo centro superior de estudios. El evento es organizado por la especialidad de Comunicación VIII ciclo, I.S.P “13 de julio de 1882” y la UGEL de San Pablo. Bajo el lema ”La palabra cada día nace en el corazón de la literatura” se convocó a varios poetas del Perú, figuran entre ellos Leoncio Luque Ccota (Cuzco), Ricardo Cabanillas (Cajamarca), Socorro Barrantes Zurita (Cajamarca), Andrés Díaz Nuñez (Lambayeque), Guillermo Torres (Cajamarca) Jorge Castillo Subiaga (Lima) Jaime Abanto (Cajamarca) Neptalí Quispe (Cajamarca).

La versatilidad de los temas y las ponencias es lo que la dirección organizativa ha buscado: Texto literario, Creatividad literaria, Homenaje al poeta cajamarquino, Influencia de la mujer en la literatura, Los círculos literarios, La narrativa regional, La narrativa infantil, Poesía pura, Inteligencias múltiples y literatura, Pintura y literatura, amor y Literatura, Talleres literarios. Son los temas que se han seleccionado. El encuentro que se llevará a cabo íntegramente en San Pablo pretende también difundir en una exposición – venta, libros de varios autores, los mismos que pueden ser remitidos al I.S.P. “13 de julio de 1882 – San Pablo” También se presentarán textos nuevos

Además de las ponencias habrá un recital poético con grandes exponentes de la declamación y los asistentes recibirán un certificado por sesenta horas pedagógicas. La presidenta de la Asociación de poetas y escritores de Cajamarca, Socorro Barrantes, manifestó su beneplácito por este tipo de encuentros que permiten un conocimiento vivo de la literatura peruana, El Centro cultural El Patio Azul, al que tengo el honor de dirigir, del mismo modo, aplaude estos aciertos que van a repercutir en un mañana cercano en los futuros docentes de Comunicación y de todas las áreas. Creemos que solo un trabajo mancomunado y en conjunto, será lo que siembre las verdaderas semillas del conocimiento y que conlleve al crecimiento de frondosos árboles de sabiduría y libertad con raíces profundas que solidifiquen el proceso educativo en el Perú.

Sabemos que este será el primero de muchos encuentros que vendrán en años sucesivos. Elogiamos a los organizadores por preocuparse por un tema que, estamos seguros, acrecentará el interés literario en la región, Cajamarca y el Perú.

lunes, octubre 23, 2006

HUALGAYOC: Capital minera del departamento de Cajamarca.

(Plaza de Hualgayoc 1893)


Antes de la invasión española en la zona de Hualgayoc ya se hacían incipientes trabajos de minería. En 1771 un español, Don. Rodrigo torres de Ocaña, seguido de los consejos de los naturales de la zona descubrió un rico yacimiento argentífero. Ese mismo año Juan José de Casanova realizó descubrimientos más importantes aún en el mismo paraje. Entonces la voz del descubrimiento del rico yacimiento se extendió como un grito entre los españoles colonizadores y dominantes de aquella época, muchos fueron llegando a la zona, aventureros en busca de fortuna, nobles e innobles llegaban al cerro inmenso que los contemplaba majestuoso.



Las primeras casas se construyeron en una pequeña meseta adyacente al cerro. Micuypampa se empezó a denominar al lugar en referencia a “la pampa de los víveres” en el idioma original de la zona, porque en esa pampa se asentaban a merendar ese grupo de buscadores de oro y plata. La corona española apoyaba todo descubrimiento de esa naturaleza, por eso gran cantidad de indígenas eran arrancados de sus tierras y trasladados hasta el mineral descubierto, miles de hombres fueron enviados a aquellas minas oscuras y siniestras.

Posteriormente asume el nombre de Gualgalloc que era un referente a su geografía “Gargantilla de plata” “Collar de perlas” por la forma del cerro y sus farallones, En 1783 este poblado fue visitado por el obispo Jaime Martínez de Compañón. El obispo trujillano era un viejo español que velaba por los intereses de su rey a costa de cualquier cosa. En un informe dirigido al virrey sostiene que se deben enviar dos mil indios a Hualgayoc para el trabajo en las minas con sus mujeres e hijos pequeños preferentemente “Así estos se acostumbrarán desde niños a la oscuridad” concluía el escalofriante pedido.

Guamán Cayotopa , fue un cacique que en aquellos años fue arrancado de su natal Cuzco junto a su esposa, como consecuencia de la revolución de Túpac Amaru II en 1780, varios de los hijos del cacique Guamán nacieron en las frías tierras de Hualgayoc como se lo llamó finalmente cuando el término se castellanizó.


Humboldt y Raimondi, cada uno en su momento también estuvieron en Hualgayoc haciendo estudios sobre su mineralogía, flora y fauna, ambos quedaron maravillados con los descubrimientos hechos en él. Dos pueblos adyacentes al Cerro, también fueron famosos por sus riquezas “El Purgatorio” extraño nombre para un pueblo minero y “La punta o Miraflores”. Desde el momento de su descubrimiento Hualgayoc fue un pueblo eminentemente minero, la actividad minera se sucedió continuamente en siglos de historia y españoles, franceses e italianos se instalaron en esas casas de barro e ichu.

Hoy una nueva página en su historia ha empezado a escribirse, una nueva minera se ha instalado en la zona con nuevas técnicas y nuevas políticas de trabajo, con salarios justos y tratos más humanos que los que la historia nos cuenta. Los hijos de Hualgayoc así lo esperamos.

martes, octubre 17, 2006

En octubre si hay milagros: V Festival Internacional El Patio Azul, “Una fiesta de la palabra”




Mañana Cajamarca vuelve a ser la sede del festival más importante de la poesía en el Perú. El V Festival Internacional de Poesía - El Patio Azul, organizada por la Asociación cultural Antares Artes y Letras, dedicará intensas actividades a esta significativa ‘fiesta de la palabra’, donde, voces poéticas peruanas y del exterior, se alternarán del jueves 19 al domingo 22 de octubre en los principales auditorios de esa ciudad.

Su Historia

La primera edición de este evento de las letras se dio en el 2001, gracias a la iniciativa de Alberto Benavides Ganoza, filósofo, poeta y gestor de Antares, con el fin de promover la cultura y despertar el interés por la poesía en Cajamarca, eligiéndose esa ciudad como sede, debido a su atractivo histórico: fue el primer lugar donde ocurrió el encuentro de dos culturas –la española y la incaica y se inició el mestizaje. El nombre de Patio azul, fue tomado de un grupo de jóvenes poetas cajamarquinos que se reunían en una casona colonial cuyo patio era azul y así se llamaba el grupo literario.
Este evento tiene como su par más conocido en Latinoamérica al Festival de Poesía de Medellín, del cual Alberto tomó la idea original, apostando porque Cajamarca cobre mayor prestancia a través de su festival, tal como sucede con la cuidad colombiana. Año a año el festival cajamarquino ha ido cobrando mayor interés de los pobladores, logrando congregar a cerca de mil personas durante los cuatro días que dura.

Invitados de Honor

Para esta quinta edición, el Patio Azul 2006 tendrá como invitados internacionales a los vates colombianos Jaime Londoño (a) ‘Federico Cóndor’, Carlos Flaminio Rivera, y a Juan Diego Tamayo, miembro de la comisión organizadora del Festival Internacional de Poesía de Medellín, así como al poeta chileno Omar Lara.

Poetas Peruanos y Teleconferencia

Entre las voces nacionales participaran por Lima, José Watanabe y Rossella Di Paolo quienes intervendrán vía teleconferencia. También concurrirán Arturo Corcuera, Lino Bolaños, Alberto Benavides, Inés Cook, Fernando Pomareda (Novissima Verba), Víctor Ruiz (Lustra Editores) y Álvaro Lasso (Estruendomudo); por Trujillo: Roger Neyra, David Novoa y Franco Castañeda (Sumas Voces); por Chiclayo Joel Quiróz; por Piura Dimas Arrieta; por Ayacucho Obed Villavicencio y Martín Horta por Cuzco.

Poetas Cajamarquinos

Por Cajamarca asisten Alfredo Alcalde, Bethoven Medina, Edgar Malaver, Gilmer Huayán, Guillermo Torres, Jaime Abanto, Jorge Lombardi, Juvenal Vilela, Manuel Rodríguez, Paul Mendoza y William Guillén (Patio Azul); el grupo Caxa integrado por César Castillo, Segundo Bustamante, Lany Gozalo, Sofía Cabrera y Shirley Azabache. Asimismo Socorro Barrantes, Waldo León, Antonio Goicochea, Rafael Gil, Erika Almenara, Hildebrando Ojeda y por la Academia Regional de la Lengua Quechua Segundo Malimba y Dolores Ayay. Por Ica participan César Panduro, Magaly Salazar, Navale Quiroz y Juan Montoya Martínez.

Teatro y Música

De la misma forma, para dar mayor realce al V Festival Internacional de Poesía, contaremos con la participación del grupo teatral Algovipasar, la cantautora Noemí López, la guitarra de Chalo Villanueva, Manolo Palacios y el grupo musical Purumpa.

La fiesta de la palabra

El Festival se realizará del 19 al 22 de octubre en el Complejo Monumental de Belén sede del Instituto Nacional de Cultura de Cajamarca y en espacios abiertos como la Plaza de Armas, la Plazoleta de San Pedro, la Plaza Amalia Puga , el Pasaje Atahualpa, entre otros. Así también se usará como escenario el bosque de piedra del Cumbemayo.

GUILLERMO TORRES RUIZ Presenta mañana " El lenguaje de los Espejos"

El reconocido poeta Guillermo Torres presenta mañana a las 7:30 “El lenguaje de los Espejos” en el Salón Consistorial del Concejo Municipal de nuestra ciudad. El libro que fue editado con el fondo editorial de de la Municipalidad Provincial de Cajamarca es un conjunto de poemas de verso comprometido con las angustias humanas reflejadas en el contexto pleno de la obra. En las 45 páginas del libro los poemas surgen como una cadena de sentimientos recuperados de los momentos más intensamente vividos. Quienes conocemos la obra de Guillermo podríamos asegurar que se trata del poemario con más fuerza dramática y estética.
El libro está adornado con los dibujos notables del artista Jhonny Becerra Becerra quien combina las imágenes como complemento exacto de cada uno de los poemas. El libro en conjunto es una obra de arte. En la carátula el cuadro “El Quinde” del afamado Víctor Amado Portal inaugura la obra con maestría y denodado talento.La poética de Torres va plasmándose con el versolibrismo elaborado con oficioso esmero y madurez poética.
En el poema Entre pieles y cristales:Los rayos de sol ahogaron / mi cuarto sin ventanas / el sonido del agua / se escucho en su silencio / y mis oídos estallaron en extraños ruidos / entre tanto mis ojos se /escaparon / en un hervidero de sombras / y las pocas flores de las cortinas / se marchitaron / los animales lejanos de color moreno / ocultos en polvo de cristales / secaron a la lluvia entre sus pieles / mientras la ausencia se escondió / en mis horas muertas / una triste brisa con manos de ángel / alivió mis sienes / mas cuando observé las blancas paredes / estaban contagiadas con mi nostalgia.
Se aprecia el manejo de la poética, hace gala de las figuras literarias como un ornamento preciso en la temática abordada, ello, sin embargo, no le quita la fuerza que a veces se suele perder por elaborar conjunciones que causen un efecto llamativo en el poema.La tragedia personal de Guillermo Torres se refleja en algunos versos sangrando como una herida que las injusticias de la vida han mantenido abierta por largos años. Nosotros celebramos este nuevo poemario no por Guillermo, sino por el mérito que la poesía cajamarquina obtiene con él y sin temor a equivocarnos la poesía peruana. Junto a Omar Torres Urteaga, el fenecido hijo del poeta, joven poeta también él, que fuera asesinado vilmente en una calle hace unos años, hoy celebramos que el nombre de Guillermo Torres Ruiz se ha escrito con letras de oro en la poesía peruana. Omar desde el cielo también te sonríe Guillermo.

domingo, octubre 15, 2006

LILIAN GOICOCHEA: Cuarenta y siete años de poesía en el mundo


La poetisa Cajabambina Lilian Goicochea Ríos ha cumplido cuarenta y siete años de hacer poesía, de hipnotizarnos con su palabra y su florido verbo. Reconocida internacionalmente, proviene de una familia de artistas natos, donde la música y otras artes se funden en lirismo y talento.

Se le rindió un homenaje por su grandeza y trayectoria, su lista de libros publicados es sin lugar a dudas la más extensa de los vates cajamarquinos. Maestra de profesión que no solo enseñó en las aulas, sino en ese salón mucho más extenso que es el mundo y la vida.

La recuerdo visitándonos en los colegios con sus libros. Mujer de empeñó que nunca dejó que las fauces de los días tristes la devoren. Ejemplo de madre y de poesía en Cajamarca.

Yo tenía dieciséis años cuando terminaba el colegio. Mi profesor de educación por el arte, que era el mejor del mundo porque nos enseñó arte con talento. Nos dio un trabajo que consistía en hacer una entrevista a un poeta cajamarquino. El trabajo no pudo ser mejor para mis juveniles años en los que cultivaba con ardor y pasión varios poemas que guardaba celosamente con carácter de secreto inconfesable, testimonio de mis vivencias personales.

Cuando llegué a la casa de la poetisa, mi corazón latía apresurado y mis miedos afloraron. La poetisa me atendió en la sala de su casa. Las preguntas se respondían con elocuencia y conocimiento, con pasión y verso. Días después regresé hasta su casa. Llevando esta vez bajo el brazo un fólder, con carátula de “Los Magníficos” lleno de poemas mecanografiados con dudosa ortografía. Le presenté los poemas, que ahora pienso, debieron ser bastante feos. Había algo de cincuenta. Son de un amigo, le dije, él es tímido y no ha querido venir por temor y vergüenza. Ella me escuchaba con una discreta sonrisa. Un mes fue el plazo para recogerlos y tener una crítica ilustrada de tan prominente intelectual.

Pasado el mes, regresé y ella me dijo: Dile a tu amigo, es decir, dite a ti mismo, porque eres tú el que los escribe y no existe tal amigo… Yo estaba avergonzado. Me sentí descubierto y no pude plantear ninguna coartada. Confesé la verdad con aire perdedor. Ella había examinado minuciosamente cada uno de los poemas, verso por verso y me dijo que valían la pena, que eran publicables algunos. Ese día cambio el curso de mi vida. Al poco tiempo publiqué mi primer libro de poemas, con prólogo de Lilian, después vino el segundo, después vinieron los premios, y otras publicaciones, después México y España. Nada de eso hubiera sido posible sin Lilian, sin la ayuda de esa voz que esa noche me hizo creer en mí. Las líneas de esta columna no se escribirían si otra hubiera sido su opinión. Una opinión como es ella, sin egoísmos ni medias verdades. Una opinión como el de una madre tierna y candorosa. Feliz aniversario Lilian. Gracias por creer en mí y enseñarme que de la poesía en este mundo aún es posible vivir.

viernes, octubre 13, 2006

El Cementerio General ha colapsado



En el cementerio general de Cajamarca hace buen tiempo atrás que se vienen ejecutando exhumaciones de nichos en los que se aduce hay peligro de que se desplomen, sin embargo las estructuras no están debilitadas ni mucho menos, simplemente se trata de demoler antiguos pabellones para construir otros nuevos. Los cementerios son parte de la historia de los pueblos y por ende de la patria, en ellos descansan los restos de los seres que los habitaron en épocas distintas. La beneficencia pública de Cajamarca asumió hace mucho tiempo una política de reciclaje, en la que demuele pabellones para construir otros más grandes y modernos, a los restos obtenidos de los nichos se los deposita en un osario, donde en apenas unos metros cuadrados colocan los restos de casi mil personas.

La verdad es que el Cementerio General hace tiempo que se saturó, las autoridades deberían preocuparse en la urgente construcción de otro nuevo. Hace tiempo que la municipalidad hablaba de un cementerio nuevo construido por Huacariz ¿Por qué hasta ahora no se estrena? No es digno de un pueblo civilizado que se interrumpa el descanso de sus muertos con un absurdo pretexto de que hay peligro de que se derrumben los antiguos pabellones. Hace tiempo la sección de sepulturas del lado este del cementerio fue invadida con los nichos nuevos, un abuso sin nombre, pues la mayoría de los cadáveres sepultados en esa zona eran de familias humildes.

Las autoridades deberían preocuparse por construir nuevos campos de esta naturaleza, Cajamarca ha crecido y el nivel de mortalidad se ha incrementado como es lógico. Cada tarde dos o tres féretros son depositados en sus pabellones. La mayoría de restos que fueron trasladados a osarios correspondían a nichos perpetuos, pero como el paso del tiempo se encargó de ir dejándolos solos y abandonados, la beneficencia no tuvo mejor idea que desalojarlos.

No podemos cerrar los ojos ante una realidad tan evidente, Cajamarca ha crecido y con ella sus necesidades un cementerio amplio y moderno es una urgencia de primer orden, no es justo que se esté expandiendo hacia la zona de las sepulturas más pobres, de aquellos que vinieron de la campiña a enterrar a sus seres queridos, de aquellos que pagaron por un derecho y que probablemente son los que vienen una vez al año a ver a sus difuntos. Seguramente que muchos en este dos de noviembre, cuando vayan al encuentro con los seres queridos que enterraron, encontrarán sobre sus tumbas pabellones nuevos con nuevos nombres. A los pobres ni en la muerte se los respeta, a los humildes no se les permite descansar en paz. Las tumbas son las casas de la muerte, deben ser respetadas como tal. En otras ciudades sus cementerios son cuatro veces más antiguos que el nuestro y nadie los demuele para construir pabellones nuevos ¿Somos tan incompetentes que no podemos construir un cementerio que dure más de cincuenta años? ¿Qué esta pasando en Cajamarca que se ha perdido el respeto por la paz de los muertos? ¿Por qué no se demuelen las sepulturas del lado oeste donde descansan las familias notables de Cajamarca? El abuso más allá de la vida ha hecho que hasta en la muerte el cajamarquino pobre sea vejado por la incompetencia de sus autoridades.

jueves, octubre 12, 2006

Las muchachas que perdí


Una muchacha suele ser por definición genérica una mujer joven, en el lenguaje peruano y más exactamente en nuestros cajamarquinismos se le llama así a las personas que suelen ayudar en una casa ha cambio de un sueldo siempre modesto. Las situaciones de mi vida me llevaron a poner un anuncio típico en una situación típica. “Se necesita muchacha, cama adentro, con experiencia” Aparecieron varias a averiguar sobre en qué consistía la tarea exactamente. Se trataba de cuidar a un niño de un año, cocinar y lavar. Las chicas escuchaban con atención y luego venía la pregunta de ley ¿Cuánto paga? Fue así que empezó la azarosa vida.

La primera fue una chica que pedía libre dos días a la semana, sábado y domingo, pues se trataba de una estrella folclórica “La estrellita de Cumbico” poco duró en el trabajo, pues no solo salía los viernes temprano, sino que llegaba el lunes tarde y ebria. Varias aparecieron luego, que duraron poco.


Hubo que rehacer aviso tras aviso y volverlo a pegar una y otra vez, con tal infortunio que en una ocasión, por el apuro, había puesto “Se necesita muchacha, con experiencia, dentro de la cama” craso error, pues cuando me di cuenta de mi aliteración ya me había ganado el repudio del vecindario que me miraba con ojos de infamia y oprobio. Con justa razón, debo agregar.

Una vez reparado el incidente gramatical apareció una señora con aires palaciegos. Me explicó que había sido el ama de llaves de un coronel o comandante, lo que avalaba su experiencia. Una vez instalada en mi modesta casa empezaron los problemas. Una de sus primeras preguntas fue ¿Dónde está el Chef Samsung? Obviamente refiriéndose a un horno microondas del que yo carecía, lo confieso sin vergüenza alguna, pues era el génesis de mi hogar. Luego preguntó por la lavadora y la máquina lavaplatos. Pero las cosas se turbaron cuando pidió el menú de la semana. No se bien si la despedí yo a ella o ella me despidió por ser un “patrón” tan pobretón. Me queda la duda.

Apareció luego la chica alta y joven, casi un metro ochenta, de ojos celestes, con una estructura anatómica que Claudia Schiffer hubiera envidiado, piel blanca y finos modales. Duró poco, nunca me quedó claro porque mi ex esposa, la despidió. Pese a mis vanos intentos de convencerla de que no lo hiciera.
Entonces entró en escena la metódica, joven ordenada y cauta, quien escribió con un lapicero rojo al final de una gran flecha que señalaba a un día: "Hoy empezó mi regla".

Luego llegó la oportunista, llegó una noche de viernes. Aceptó el empleo con la condición de que pasaría la noche, dejaría sus cosas y volvería el lunes para empezar con el trabajo. Y así fue. Esa noche cenó, se duchó, durmió plácidamente en el cuarto destinado para ella y al día siguiente partió dejando sus cosas como testimonio de su buena fe. El lunes regresó y dijo que no podía quedarse en el empleo, pues problemas personales le impedían. Nunca me sentí tan estafado como aquella mañana de junio.

Ahora sé que en la vida hay que estar siempre preparados para aquellas sorpresas minúsculas que nos hacen aprender cada día, como cada una de aquellas que aprendí involuntariamente con todas aquellas muchachas que perdí.

miércoles, octubre 11, 2006

Erika y mi mundo pequeñito.


Hace unos días un amigo me recomendó un blog en el Internet, uno de aquellos que están de moda y que los internautas aprovechan con brillantez. Se trataba del blog de una joven escritora, me interesó su temática, sus elocuentes renglones surgían sin espasmos y con fluidez. Luego de leer y de enterarme que hace poco publicó su último libro, me animé a escribirle un correo, cosa que no suelo hacer, pero me interesaba saber más de una escritora brillante que habitaba en la misma ciudad en donde yo vivía. A los dos días obtuve una respuesta que me sorprendió, empezaba así: Hola Jaime. “Detrás de la puerta del cuarto de baño al que acudo cada mañana, se lee "las moscas han entrado del jardín..."

Mi desconcierto fue absoluto, los versos citados eran míos, pero pertenecían a un poemario muy personal que solo tres personas en la vida habían leído. No sabía si llorar de alegría por haber recibido su respuesta o si llorar de tristeza porque alguien había puesto un poema mío tras la puerta de su baño; el poema en cuestión era entrañable para mí pues lo escribí para mi hijo. Además el hecho de pegar un poema tras la puerta de un baño me parecía poco inteligente, nadie que entra a un baño, apurado, se detiene a leer un poema de dudosa calidad. En todo caso lo hubiera pegado delante de la puerta, así la persona que esperaba no se aburría y de paso leía un poema, que aunque malo, hasta podría parecer bueno ya que no existe el factor del apuro de aquel que ha entrado a un baño con apremio.

Peor aún, ¿cómo había llegado el poema hasta ella? ¿Si éste era inédito y mis tres amigas quienes leyeron el poemario juraron discreción absoluta? Estaba aturdido y confundido, sin querer era el protagonista de un caso de misterio. Mil ideas entonces flotaban en mi mente, desde la infidencia de mis amigas hasta una fuga de información de mi computadora personal.

Respondí su correo de manera formal, pero no me atreví a preguntarle por qué diablos puso mi poema tras la puerta de su baño. ¿Acaso tenía un significado colocar un poema tras la puerta de un baño? ¿Me había alabado o me había repudiado? A medida que buscaba una respuesta mi mente se turbaba más y más. Y mi vergüenza me impedía preguntarle si lo de mi poema en el baño era un halago o un eufemismo. Solo una pista tenía, en el mail me decía que era amiga de mi hermana, quien no había leído mi poema ni en el más remoto de los casos dado el carácter de secreto que éste tenía.

Al día siguiente me encontré con mi hermana, a quién no veía hacían varios días. Le pregunté sobre Erika, le comenté lo bien que escribía y que había entablado una amistad con ella por el Internet. Su respuesta fue la llave que descifró el enigma e hizo trizas mi angustia. Erika vive en la casa de papá, me dijo, en el departamento que tú dejaste. Como un acto de magia se disolvieron mis miedos y mis infundados temores sobre mi calidad poética. Y empecé a reír.

Tiempo atrás, cuando yo habitaba ese departamento, había pegado tras la puerta de mi baño, que ahora era de Erika, un poema impreso sobre una hoja blanca y pegado en una cartulina negra. Era mi desfachatez la que había juzgado con premura. Entonces me di cuenta que aquella persona que hace unos días no sabía que existía, ahora habitaba el espacio vacío que había dejado, que también, como yo, escribía y que el mundo aunque parece grande es siempre pequeño, pequeñito.

lunes, octubre 09, 2006

El maestro Santiago Aguilar


Atravesamos la plaza y entramos a un céntrico restaurante de la ciudad. Mesa número treinta y ocho. Debe tener unos sesenta y cinco años. Su mirada es penetrante y tiene ese aire intelectual que se siente cuando un gran maestro está frente uno. Su impecable terno azul es un traje a la medida como a la medida es esa mirada para esos ojos profundos y a veces ausentes. Introduce su mano en el interior del bolsillo de la camisa y saca una cajetilla de cigarros. Me ofrece uno Y acepto. Son los cigarros que suele fumar cotidianamente, mentolados.

Un mozo se acerca con una carta y se la extiende, sus labios pronuncian un café y el silencio se quiebra. Pido un café también. El pide un cenicero y se queda en silencio mientras su mirada se pierde en el tiempo, atravesando ríos de horas vividas y elegidas por su instinto de poeta. Me habla de Francia y España, de sus conferencias vallejianas por el mundo. Oírlo hablar es una catarata de sabiduría y de misterios, a ratos se ríe profundamente como evocando una historia felizmente vivida.

Y ahí nace el sueño. Le hablo de Oscar Imaña, mi paisano, el que fue compañero de Vallejo y Víctor Raúl, de Spelucín y de Orrego. Le digo que tengo la llave en donde habita toda la poesía de Oscar. Sus ojos se iluminan, brillan como dos estrellas fugaces dispuestas a hundirse en la oscuridad del universo. No puede creerlo y me pide que le repita ese sueño que es una verdad telúrica. Le vuelvo a repetir, esta vez con calma. Mira a ambos lados como sugiriendo un cauto silencio, parece que ha encontrado el mapa de un tesoro y eso lo emociona.

Y empezamos a proyectarnos en líneas paralelas mientras se abaten los cigarros y el café humea cada vez menos tibio. Sus ojos vuelven a brillar y su alma es un haz entre todas esas gentes que lo contemplan desde lejos al pasar. Hacemos planes y viajamos en barcos de papel a ciudades distantes en pos de nuestro tesoro. Hablamos del mañana que quién sabe si ha de llegar. Pero somos dos niños grandes jugando en la mesa de un café, jugando a buscar tesoros y a encontrar mapas extraviados en el tiempo.

Me dice que tuvo una esposa que se llevó a su hija. Le explico que hace tres años me pasa lo mismo. Me habla de Dios y del tiempo. Que ya habrá una mujer tatuada en la piel del alma mañana, que no habrá tristezas y que un día los hijos vuelven como palomas al nido. Que la fuerza de la sangre no puede negarse. Su blanquecino bigote lo hace un tipo entrañable. Su café se termina a sorbos y vuelve a sonreír. Habla de Vallejo, de Imaña, de Gonzáles Vigil y de sus amigos los poetas. De la casualidad que tenía que encontrarnos para conversar esa mañana. De que Imaña había planificado ese encuentro siglos antes de nacer.

Los cafés se terminan y salimos a la agencia, presurosos. Un taxi nos conduce hasta la estación. Nos sentamos y empezamos a hablar de Manuel Ibáñez. Después de unos minutos nos damos cuenta que el pasaje no es en esa agencia, que esa fue la agencia de la vez anterior. Y salimos corriendo. En contra del tiempo. Por que en el fondo somos eso, dos niños grandes corriendo para ganarle al tiempo. Sin saber que el tiempo ya nos ha ganado antes del día de nacer.


viernes, octubre 06, 2006

Del UTC, el “Loco Terry”, fritos y otros tiempos.


Eran comienzos de los ochenta cuando vivía, aún en el hogar paterno con pocos años en la vida, en un cuarto piso; un vetusto departamento frente a la antigua cárcel. La UTC entonces era un equipo de primera que convocaba cada domingo a muchos fanáticos en el estadio Héroes de San Ramón. Mi padre, como todos los padres del mundo, pretendía inculcarnos el fútbol, a mi hermano y a mí, como una meta llena de posibilidades en la vida. Como todo padre que soñaba con tener un hijo futbolista, lograr en un hijo lo que era en él una frustración introspectiva de sus años juveniles en que no pudo llegar más allá de los goles amicales del óvalo del obelisco, en la salida a la costa.

Por eso, los domingos, cuando se anunciaba un partido de fútbol, nos llevaba al estadio en un microbús, debo confesar que fueron las últimas veces que lo vi usando ese transporte público tan venido a menos en la actualidad. Pero debo reconocer también que eran otros tiempos, quizás más austeros.

Llegar al estadio era emocionante, los vendedores y buhoneros en torno a sus puertas hacían gala de sus roncas voces gritando sus ofertas apurados. Las mañanas soleadas en la niñez parecen tener un color más claro, el pasto verde a esa edad siempre es más verde y los ídolos se ven más lejanos a pesar de tenerlos a un metro de distancia. Se ven más grandes e inalcanzables. Recuerdo haber visto jugar a Cristal, Alianza Lima, Sport Boys y al mismo Wilstermann y al Colo Colo. Partidos en los que el equipo cajamarquino rara vez perdía.

Un hombre infaltable en esas mañanas soleadas y deportivas era el “Loco Terry” mítico personaje cajamarquino que vive frente al estadio, aún hoy. Su rostro pintado con aceptil rojo o con violeta de genciana era parte de aquellos domingos. Era un barrista pertinaz que animaba a las tribunas con mil combinaciones verbales de mediano y grueso calibre. Todos disfrutaban de las frases que decía y reían a carcajadas. Cantar los goles del equipo era fabuloso y no porque uno fuera un amante del fútbol, sino porque era hermoso ver a toda la gente alegre cantando el gol del equipo Cajamarquino. Nadie más feliz que el “Loco Terry”, que celebraba con gritos y gestos obscenos esos goles hoy ausentes. Y como olvidar las voladas espectaculares que se daba Purizaga en pos de ese balón casi inalcanzable para todos, pero no para él.

Los medios tiempos eran una escena aparte. La gente se alejaba de sus asientos y se dirigía a buscar un “combinado” curioso plato, ya típico en Cajamarca, donde se mezclan el cerdo y el pescado en hepática combinación. Añadido de limón y papa. Fue en esas expectaciones domingueras donde por primera vez comí ese plato encantador. Más temprano o más tarde siempre acaba el partido y la UTC siempre o casi siempre ganaba. Al escucharse el silbatazo final.

Pero los años pasaron y la UTC fue destronada primero y sacada de primera división después. Los equipos capitalinos y del resto del país dejaron de venir a Cajamarca, “El Loco Terry” se sumió en amargura y se dedicó al poco lucrativo negocio de vender almanaques Bristol y papel higiénico de dudosa calidad. Mi padre comprendió que yo no podía ser una estrella jugando al fútbol porque las pocas veces que lo hice fue parado en un arco que era una coladera. Y sus sueños se fueron diluyendo cada día. Cada día como hoy en que su recuerdo acecha mi alma. Feliz día papá y perdona que no haya sido un Maradona como hubieras querido. Perdona que apenas te escriba letras cargadas de recuerdo y de distancia.

martes, octubre 03, 2006

ACTA DE RESULTADOS DEL PRIMER CONCURSO DE POESIA: PREMIO “PANORAMA CAJAMARQUINO” EN HOMENAJE A MANUEL IBAÑEZ ROSAZZA



En la ciudad de Cajamarca, a primero de octubre de 2006, en las instalaciones del diario “Panorama”, Diario Oficial de Cajamarca, siendo las cinco de la tarde, se reunieron los miembros del jurado del concurso de poesía “Premio Panorama Cajamarquino” en homenaje a don “Manuel Ibáñez Rosazza” conformados por: Señora Socorro Barrantes Zurita,en representación de la APECAJ, poetisa cajamarquina de reconocida trayectoria nacional, ex directora de la Biblioteca Municipal de Cajamarca, presidenta de la Asociación de Poetas y Escritores de Cajamarca; El representante del I.S.P. Hermano Victorino Elorz Goicoechea, profesor: Guillermo Torres Ruiz, reconocido escritor y poeta, autor de varios libros de poesía, presidente del círculo literario “Gravilla”, Vicepresidente de la Asociación de Poetas y escritores de Cajamarca, Señor: Jaime Abanto Padilla en representación del diario “Panorama”, Miembro de La Casa del Poeta del Perú, de la Asociación de poetas y escritores de Cajamarca, Director del Centro Cultural “El Patio Azul” . Luego de una minuciosa lectura de los trabajos poéticos presentados se hicieron las deliberaciones en las que se tomaron en cuenta la arquitectura poética, estilística y estructura literaria de las obras presentadas donde se tuvieron los siguientes resultados:

Primer Premio: Al poemario: “Entre ventanas y luces apagadas””, cuyo autor se presenta bajo el seudónimo “Irina y Gilgamesh el inmortal” por la transfiguración en términos poéticos, lograda con economía y excelencia estética. Al abrir el sobre con los datos personales correspondientes al seudónimo que firmó el trabajo, pertenecía a Don Luis Enrique Robles Prieto.

Segundo Premio: Al poemario: “Ser es Tiempo”, cuyo autor se presenta con el seudónimo “Silencio”; por la calidad poética en el conjunto de poemas, la pureza en la arquitectura de los versos consolidando unidad temática en un poemario muy bien logrado. Al abrir el sobre con los datos personales se obtuvo que pertenecía a Don: Carlos Benjamín Huamán Castote.

Tercer Puesto: Al poemario: “Aguacero nocturno sobre piedra azul” correspondiente al seudónimo “Escriba egipcio”, perteneciente a: Einar Pereira Salas; por la estructura elaborada con elementos regionales e indigenistas tan bien logrados en una obra que trasmite fuerza y versolibrismo estético.

Del mismo modo el jurado Calificador consideró propicio entregar menciones honrosas a tres trabajos de importancia literaria y notable poética:

Primera Mención Honrosa: Otorgada al poemario “Criador de pilotos” perteneciente a “Martín Rice” cuya identidad es la de Alan Ybrahim Luna Rodríguez.

Segunda Mención Honrosa: Al poemario: “Los pétalos de Guadalupe” correspondiente al seudónimo “Saul” perteneciente a Carlos Miguel Fuller Huanuire.

Tercera Mención Honrosa: Al poemario: “En memoria de Ifigenia” con el seudónimo “Eku” perteneciente a: María Elena Barrenechea Ariza.

El jurado calificador tuvo además la apreciación crítica de varios poetas de APECAJ, quienes participaron con sus opiniones en cuanto a la forma y estructura de los poemarios presentados. Del mismo modo felicita a los demás participantes cuya cantidad de obras superó todas las expectativas ya que llegaron trabajos de varios puntos del país y del interior del departamento.

Los premios serán entregados el día 5 de octubre a las 7:30 de la noche en la sala Layzón del INC Cajamarca, donde se contará con la presencia de la Srta. Paola Ibáñez Díaz, hija del reconocido poeta Manuel Ibáñez Rossaza, jurado calificador y representantes de la Asociación de Poetas y escritores de Cajamarca, del Instituto Nacional de Cultura y del Diario “Panorama”.

El jurado calificador agradece la participación de aquellas personas que hicieron llegar sus trabajos al concurso y los insta a presentarse en nuevas convocatorias.

Panorama Cajamarquino, renueva su compromiso de seguir contribuyendo con la cultura y agradece la masiva participación de esta convocatoria.

Cajamarca 01 de octubre de 2006

Socorro Barrantes Zurita
Presidenta de APECAJ
Guillermo Torres Ruiz
ISP Hmno. Victorino Elorz Goicoechea


Jaime Abanto Padilla
Representante de Panorama
Javier Díaz Barrantes
Director INC Cajamarca


Rosa Cruzado Ortiz
Diario “Panorama”
Directora

Quienes deseen más detalles pueden comunicarse con: jaimeja1@hotmail.com

Balcon Interior

Bienvenidos a este espacio donde compartimos comentarios de opinión de Cajamarca Perú