Síguenos en FACEBOOK

viernes, agosto 05, 2011

Incremento gradual de horas escolares


 



La ministra de Educación, Patricia Salas, ha dicho que el incremento de horas escolares hasta llegar a las 8 horas cronológicas será paulatino porque deben mejorar a la par muchos otros aspectos como la alimentación de los escolares, por ejemplo.
En un país tan disímil como el nuestro hablar de términos generales es imposible porque las realidades que se dan en cada una de las escuelas y colegios son distintas y únicas, cada una es un mundo distinto dentro del complejo universo de la educación peruana.
Sin ir muy lejos, en Cajamarca las realidades que presentan los colegios de la zona urbana son distintas abismalmente, la realidad del Davy College no es la misma que la del Carducci, por citar un ejemplo de colegio mixto, del mismo modo que Santa Teresita y La Merced tienen realidades diferentes; si comparamos estas con la de los colegios de las provincias o de las zonas rurales las diferencias se harán notar aún más.
La comprensión lectora es uno de los puntos más álgidos que tiene el sector educación en el Perú, acortar esa brecha es una tarea pendiente para las nuevas autoridades del ministerio de Educación, las exigencias en cuanto a lectura en los colegios estatales es mínima lo que genera que haya un vacío inmensurable con respecto a escolares de otros países hispanohablantes.
Pero el rol determinante y preponderante, finalmente lo tienen los maestros, aquellos que deciden la educación de los niños según el papel que desempeñan en el aula, de ahí la importancia de la Carrera Pública Magisterial. No llegaremos a ninguna parte por más innovaciones que se apliquen mientras existan docentes que compran pruebas, que copian, que usan plagias o falsifican documentos para conseguir una plaza docente.
Uno de los aspectos más perniciosos para la educación en el Perú fue aquel que permitió la apertura y creación de institutos y universidades sin planificación, miles de profesionales con un nivel lamentable egresaron a un mercado laboral que los sumió en la explotación, a ello se sumaron las licenciaturas y maestrías a larga distancia, lo que arrojó a las escuelas y colegios, profesionales con dudosa calidad, sin nivel competitivo, con pobrísimos conocimientos sometiendo al país en una grave crisis educativa.
La meritocracia es fundamental en todos los aspectos y en el magisterio mucho más, se necesita incrementar el nivel de los docentes y en paralelo a ello el incremento de sus ingresos para que les permita llevar una vida digna como la de cualquier otro profesional. La educación es la columna vertebral de un pueblo, comparable solo con la salud, ambas son el binomio básico para que un país surja, de la estabilidad y del crecimiento de estas depende el crecimiento de una nación.
El presupuesto actual para la Educación es el 3% del PBI, el nuevo gobierno de Ollanta Humala ha formulado como meta incrementarlo al 6% del PBI para alcanzar la inclusión propuesta. Ojala que todo lo planteado por la nueva gestión no quede solo en buenas intenciones y que se destierre de una vez y para siempre esos cuestionados modelos educativos de países que nada tienen que ver con nuestra realidad y que solo nos sumergen en la alienación y en los vacíos educativos que se perciben sintomáticamente en dos o tres generaciones después.

Balcon Interior

Bienvenidos a este espacio donde compartimos comentarios de opinión de Cajamarca Perú