Síguenos en FACEBOOK

martes, junio 19, 2012

Bullying en el Congreso




Como reza el refrán: A dios rogando y con el mazo dando. Mientras el Congreso busca legislar sobre el Bullying y busca sanciones y enmiendas para ese mal, también lo aplica con algunos congresistas y más puro estilo colegial los toma a algunos por lo que los peruanos llamamos “lornas”.

La Comisión de Defensa del Congreso aprobó la insistencia de proyecto de ley que regula el empleo de la fuerza por parte de la policía cuando sus vidas se encuentran en peligro, en medio de insultos del parlamentario Jorge Rimarachín, quien dijo que se trataba de un “proyecto del homicidio” porque hay “policías asesinos”.

Estas afirmaciones merecieron el repudio de los legisladores de las distintas bancadas quienes le demandaron retirar las ofensas. “Yo le pido que no use esos términos, más aún si usted es profesor”, le increpó de forma enérgica el presidente de la comisión, Tomás Zamudio (GP).

“En términos estrictos si en Bagua hubieran tenido una ley como ésta no hubiera habido 24 muertos. ¿Quiénes son los que vienen aquí a decir en lenguaje demagogo otro ‘Baguazo’? Sí señor, pero ese ‘Baguazo’ lo propiciaron quienes tienen discursos violentistas porque los que murieron fueron policías”, cuestionó el aprista Mauricio Mulder.

El aprista recalcó que la normativa presentada por el legislador Octavio Salazar, se ajusta a los marcos jurídicos que contempla la jurisprudencia internacional y los marcos normativos que en este sentido existe en el contexto internacional en defensa de los derechos humanos.

La iniciativa había sido observada por el Ejecutivo, pero el grupo parlamentario decidió optar por la insistencia, que fue aprobada por unanimidad. Rimarachín hizo uso de la palabra en su condición de congresista, sin embargo no pudo votar por integrar el grupo de trabajo.
No se tomaron en cuenta las observaciones del Ejecutivo, que planteaba tres requisitos para que la PNP utilice en su defensa las armas que le entrega la ley para enfrentar al terrorismo, delincuencia o narcotráfico.

“Que 1.- el policía nacional se identifique como tal. 2.- Que dé la advertencia de su intención que va a usar su arma de fuego y 3, “Que esa advertencia dure un tiempo suficiente para que se tome en cuenta”.

“Lo que se estaba buscando con esta norma es arrinconar a la policía, que tengan una inacción producto del temor judicial de enfrentar al crimen organizado, a las turbas de radicales y que prefieran como sucedió en Bagua que les disparen primero con los lamentables saldos que ya conocemos”, cuestionó el legislador Octavio Salazar.

Sin embargo la congresista que “se pasó de la raya” y victimizó a Jorge Rimarachín, fue Luisa María Cuculiza quien textualmente le dijo “Congresista usted trabajó antes conmigo y en ese tiempo usted era una persona normal” lo que causó una estruendosa carcajada de los parlamentarios. No cabe duda que el bullying no solo es propio de los colegios y en menores de edad, sino que también trasciende a otras esferas y que mejor prueba que lo sucedido en el Congreso y con congresistas, al fin y al cabo el Congreso no es otra cosa que una escuelita en grande, donde se insulta, se pela, se ríe y también, por cierto,  se da el bullying de la manera más cruda y ruin.

Balcon Interior

Bienvenidos a este espacio donde compartimos comentarios de opinión de Cajamarca Perú